NOTICIAS Y BLOG

Créetelo. La SIM integrada ya está aquí

Créetelo. La SIM integrada ya está aquí

"¿Dónde está el truco?"

Esta suele ser la primera pregunta que nos hacemos cuando llegan a nuestras manos noticias que parecen demasiado buenas como para ser verdad. Normalmente hay una resistencia a creer lo que nos cuentan, sobre todo cuando una nueva tecnología empieza a tener seguidores.

En el periodismo online se tiende a exagerar los beneficios y el potencial de las innovaciones con la intención de aumentar los clics y las visitas. Es comprensible que analistas y consumidores en ocasiones desconfíen, especialmente cuando algo logra reconocimiento prácticamente a nivel mundial.

Esto es exactamente lo que ha pasado con la eSIM. En los últimos años se han publicado artículos y notas de opinión cada vez más entusiastas sobre sus beneficios y ventajas.  Muchas revistas y otras fuentes de información han apoyado esta tecnología, describiéndola como pionera, revolucionaria y como un salto al futuro.

Sin embargo, hemos llegado a un punto en el que algunos escépticos dudan sobre la SIM integrada, quizás porque creen que los informes exageran. Es importante que abordemos estas preocupaciones, ya que esta tecnología realmente merece este grado de interés.

Vamos a detenernos en algunos de los puntos recurrentes que plantean los que se oponen a la eSIM. Pero primero veamos, ¿a qué se oponen?

El próximo gran avance

Desde que se desarrolló la tarjeta SIM, podemos decir que no ha habido una evolución notable en este ámbito.  La tarjeta SIM extraíble en un momento dado aportó conectividad a nuestros teléfonos y dispositivos. El diseño y rendimiento de los dispositivos se ha perfeccionado con el tiempo y, aunque estos pequeños chips de plástico han reducido su tamaño, siguen estando presentes.

Hasta ahora.

La eSIM desempeña la misma función que una tarjeta SIM extraíble estándar y, además, cumple con muchas otras funciones. Es un chip reescribible integrado directamente en la placa madre de un dispositivo que permite que los componentes de un teléfono sean totalmente autónomos.

¿Va a ser el próximo gran avance en las telecomunicaciones? Sí, y aquí tienes el motivo.

Con un dispositivo con SIM integrada los consumidores pueden disfrutar de conectividad desde el primer momento sin tener que conseguir una tarjeta SIM por separado.  El usuario tan solo tiene que encender su dispositivo, descargar el plan de datos que mejor se adapte a sus necesidades y conectarse a Internet.

Esto ofrece todo un abanico de posibilidades, ya que con la provisión remota de SIM se abre el mercado de los operadores,  se mejoran las capacidades del IoT y se plantean innumerables avances y opciones. A pesar de todos estos beneficios obvios, ¿por qué aún hay gente que duda de su credibilidad?

Una nueva manera de entender el roaming

Una de las primeras ventajas de la eSIM es su potencial para eliminar los cargos por roaming en el extranjero.

Con la eSIM, al viajar a otro país puedes descargar un plan de telefonía local en tu dispositivo. De este modo, cualquier usuario puede pagar tarifas locales y evitar cargos innecesarios.

Sin embargo, algunos artículos recientes en Internet afirman que esta función no es necesaria porque ya existe una solución para este problema.

La alternativa propuesta es la de comprar una tarjeta SIM diferente para cada país al que se viaje.  Así, puedes utilizar esta tarjeta en tu dispositivo habitual o en un segundo aparato que se haya comprado específicamente para tal fin.

Técnicamente esto es algo viable en los países en los que no se aplican los procedimientos de identificación de clientes (Know Your Customer o KYC). Sin embargo, cuando uno sopesa cada opción, hay una que es la clara ganadora.  Con una eSIM en tu dispositivo, ya sea en un teléfono inteligente, en un reloj conectado o en cualquier otro aparato que utilices para tener conectividad, puedes tener diferentes perfiles de SIM, mantener tu propio número y hasta descargar el perfil que necesites antes de viajar.  Conseguir un nuevo plan es tan rápido y sencillo como descargar una aplicación.

La mayor ventaja de la eSIM es su capacidad de optimización y su sencillez de uso. Por supuesto que se puede funcionar sin ella, aunque esto implica el uso de varios dispositivos, de diferentes tarjetas y la necesidad de cambiar físicamente de tarjeta (y de número de teléfono) cada vez que necesites un plan nuevo. Con la eSIM este proceso es intuitivo, fácil y no genera ningún estrés.

Una conectividad instantánea

Otro de los problemas que se mencionan en contra de las ventajas obvias de la eSIM es el de su proceso de incorporación.

Un artículo reciente en LinkedIn, que ha sido citado y ha influido en el contenido de otros artículos de opinión online, mencionaba este problema. ¿Cómo puedes conectarte a Internet y descargar un plan si no tienes un perfil de SIM?

Este aspecto se percibía como un obstáculo para conseguir conectividad cuando se viaja. La realidad es que esto no supone ningún problema ni en España ni en otros países del mundo.

Cualquier dispositivo compatible con eSIM ya viene con un cierto grado de conectividad integrada. Truphone es líder de la industria en este sistema y ofrece conectividad bootstrap, una conexión instantánea integrada en la eSIM que funciona de forma totalmente independiente a cualquier plan de datos.

Gracias a ello, tu dispositivo siempre podrá acceder a una selección de operadores y planes estés donde estés. Este es un aspecto de la eSIM que suele ignorarse y malinterpretarse, pero que se convertirá en un elemento esencial de la conectividad de los dispositivos.

La información es la clave

"No lo entiendo. ¿Cómo puedo conectarme sin un plan de datos?"

Esta es la pregunta clásica de la mayoría de los que se oponen a la eSIM. Aunque pueda parecer un argumento lógico, lo que demuestra es falta de información.

Cuanto mejor conozca y comprenda el consumidor la eSIM, más evidentes serán sus ventajas. Todo está a su favor, así que cuanto más desmitifiquemos esta tecnología, más se garantizará su lugar en el futuro de las telecomunicaciones y de la fabricación de dispositivos conectados.

Con tanta publicidad siempre va a haber quienes estén en contra, todo por una falta de conocimiento de la eSIM. Con la SIM integrada el mejor antídoto es el producto en sí. Cuanto más lo conoces, mejor te parece.

Artículos relacionados